martes, 25 de marzo de 2014

The Stepford Wives de Bryan Forbes (1975)

Una familia se muda de New York al pequeño y encantador pueblo de Stepford. Pronto, Joanna (Katharine Ross) empezará a notar lo curioso del comportamiento de las demás mujeres, carentes por completo de intereses propios y completamente entregadas a sus maridos y las labores del hogar. Sobre novela de Ira Levin (y con muchos puntos de contacto con otro trabajo de Levin como es "El bebé de Rosemary") esta versión se basa por completo en el misterio de qué está pasando en Stepford- con su terrible revelación final- lo que a mí, que había mirado a los saltos el remake cómico de Nicole Kidman hecho en 2004, lamentablemente no me sorprendió en lo absoluto. Sí me llegó la tensión y el suspenso de esta versión- mucho más un thriller a lo "Usurpadores de Cuerpos"- que es además extremadamente consistente consigo misma y con la pesimista década de los 70s. Sólido 4. Por Fito.

Puntajes:

Federico:

Fito: 4

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

True Detective (Serie) (Season 1) de Nic Pizzolatto (2014)

Hay veces que el tremendo runrun que suena sobre algunas series nos aleja de verlas. Termina importando muy poco si la serie se merece los tremendos halagos que tiene o no, estamos hartos de escuchar hablar de ella. Sería una lástima que pasara eso con True Detective, ya que cada halago que recibe no es para nada injustificado. Nos encontramos ante una de las series de año. Punto. En apenas 8 capítulos (y una historia que empieza y termina) seguimos un largo caso que involucra dos policías antagónicos (brillantes Matthew McConaughey y Woody Harrelson) durante la friolera de 17 años. El policial se da la mano con el horror gótico, ya que la figura de asesinatos rituales, la mítica ciudad de Carcosa y referencias literarias que harían saltar de alegría a HP Lovecraft, terminan teniendo mucho más que ver de lo que parece en un principio. Tremendo 5. Por Fito.

Puntajes:

Federico: 5

Fito: 5

Gastón: 5

Leo: 4

Martín: 3

Rodrigo: 5

Promedio Tripartito: 4.50

The Goat de Buster Keaton, Malcolm St. Clair (1921)

27 minutos para reír alto y fuerte. Keaton es su clásico desgraciado con pocas luces, que se encuentra desempleado y pasándolo mal. Si bien no tiene una historia única que de cuerpo a toda la historia, Keaton se verá involucrado en distintos enfrentamientos con la policía (por propia culpa y por equivocación) que van generando secuencias descacharrantes. Sólido 4. Por Fito.

Puntajes:

Federico:

Fito: 4

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Jägarna de Kjell Sundvall (1996)

Erik (Rolf Lassgård, una suerte de Sean Bean sueco y gordo) es un policía que vuelve a su pueblo natal luego de haber realizado un importante arresto en Estocolmo y casi perder la vida por ello. Una vez en el pueblo, comienza a investigar un asunto menor relacionado con la caza ilegal de renos el que obviamente es apenas la tapa de la olla de mierda que terminará por salpicar para todos lados. Un policial correcto, que arranca muy arriba y muy bien, pero que a la hora de cerrar le cuesta y tiene que volver a los antagonistas (que nunca habían sido más que personas normales que comenten errores) en siniestros villanos y que para seguir con la historia tiene que pegar unos giros que se ven venir desde muy lejos. Un apenitas 3. Por Fito.

Nota: el titulo internacional es "The Hunters".

Puntajes:

Federico:

Fito: 3

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Sherlock Jr. de Buster Keaton (1924)

Keaton dirige y protagoniza esta maravilla del cine mudo, donde da vida a un torpe proyeccionista de cine que sueña convertirse en detective y termina investigando el robo del reloj de su suegro. Lo cierto es que más allá de esta anécdota puntual, Keaton se permite inventar conceptos por completo novedosos en el cine (como la idea de una película dentro de una película, una historia que es por entero un sueño, etc.) al tiempo que brinda secuencias de comedia (y acrobacia dignas de circo) sencillamente descostillantes. Un 5 que se encuentra en Youtube pa todo el mundo y son sólo 45 minutos, como para no dejarlo pasar. Por Fito.

Puntajes:

Federico:

Fito: 5

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

lunes, 24 de marzo de 2014

Mr. Peabody & Sherman de Rob Minkoff (2014)


Anárquica. Esa es la mejor palabra para describir esta aventura animada, del mismo director que "El Rey León" y que adapta unos personajes de una serie de TV que yo nunca vi pero que se supone son míticos (al menos en EEUU), que nos ubica ya desde la disparatada premisa de un perro (que es un genio en todas las disciplinas posibles) y un niño (que es su hijo adoptivo) quienes tienen (y utilizan a diestra y siniestra) una máquina del tiempo. Hay un argumento general- la aparición de una compañerita de escuela del niño que los obliga a usar la máquina- pero el fuerte de la película son sus mini viñetas cerradas en sí mismas en cada período histórico que visitan. Así, recorremos la revolución francesa, el antiguo Egipto, el renacimiento, o la Grecia de la guerra de Troya. Divertidísima para ir con niños o disfrutar solo. Vale un 4. Por Fito.

Puntajes:

Federico:

Fito: 4

Gastón: 3

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Non-Stop de Jaume Collet-Serra (2014)

Hacia mediados de la década de los 90s y completamente dedicada a albergar las bateas de los video clubes llenos de VHS llegaba Turbulence, un inverosímil thriller de acción y suspenso dónde a bordo de un avión la azafata Lauren Holly enfrentaba al psicópata Ray Liotta sin ninguna chance de escaparse, encerrada a varios miles de metros de altura. Esta película, bastante mala por cierto, generó una improbable saga (Turbulence 2: Fear of Flying, con Craig Sheffer y Tom Berenger y Turbulence 3: Heavy Metal, con Gabrielle Anwar y Rutger Hauer) dónde lo único que se mantenía en común era la situación: un tenso enfrentamiento entre criminales y héroes a bordo de espacio cerrado sin posibilidades de escape. Ya puestos a divagar, la divertidísima Snakes on a Plane podría perfectamente ser parte de esta saga, por compartir sus pautas. Y Non-Stop bien podría ser el formato al que una idea como esta ha evolucionado pasada la primera década del siglo 21.

La historia comienza con el Marshal aéreo Brian Marks (Liam Neeson) un veterano de mil vuelos que ha visto mejores tiempos. De hecho, está tocando fondo. En rápida sucesión lo vemos entonarse con varios whiskys antes de entrar al aeropuerto- el que recorre completamente fuera de sí-, discutir por teléfono con su supervisor, subirse medio en órbita al avión y hasta fumarse un cigarro a escondidas en el baño una vez hubo despegado. Y ahí la cosa se pone turbia: Marks comienza a recibir mensajes de texto en su celular, por una línea segura, que le informan que morirá un pasajero del vuelo cada 20 minutos salvo que se deposite la ridícula suma de 150 millones de dólares en una cuenta. No exactamente lúcido, Marks comienza a tomar decisiones cuestionables y la cosa se complica, sobre todo al cumplirse los primeros 20 minutos y la amenaza demuestra ser real.

Neeson es uno de esos actores que ha reinventado su carrera (como Matthew McConaughey de comedias románticas a películas series o Alec Baldwin de galáncete a veterano actor "de carácter") en su caso, como convincente héroe de acción. Con su más de metro noventa y una voz profunda y grave que haría palidecer al Batman de Christian Bale, Neeson convence como tipo capaz de liarse a golpes con tres o cuatro adversarios o bancar un extintorazo en la cabeza. Además, es muy buen actor. Por tanto, es capaz de llevarnos de la nariz y a la carrera por la película sin darnos tiempo a empezar a cuestionarnos todos los aspectos flacos de su argumento.

El chantajista y asesino se encuentra a bordo y Marks comienza una desesperada carrera para descubrir quíen es antes de que se cumplan otros 20 minutos. Y acá ayuda lo acertado que es el casting del elenco secundario. Un reparto muy completo- que va desde la otrora estrella Julianne Moore, pasando por la protagonista de Downtown Abbey Michelle Dockery, Scoot McNairy, Corey Stoll, la oscarizada Lupita Nyong'o (esto es antes de su Oscar, así que no esperen que diga frases de más de ocho palabras), Anson Mount, Shea Whigham, Linus Roache y Jason Butler Harner- se encarga de que cada momento en que se vuelven sospechosos de este whodunit o aliados del Marshal sea convincente y realmente nos pasemos toda la película tratando de adivinar quién lo hizo (o en este caso, quien lo hace).

Es verdad que a la hora de cerrar, el argumento hace agua (digamos que las motivaciones del villano no están a la altura) pero es esa clase de películas que te lleva a la carrera y no da respiro. Esa que conviene ver sin pensar mucho. Y hay que decir que la labor del director Jaume Collet-Serra no podría ser más funcional al respecto. El catalán- responsable de la entretenida House of Wax y la imprescindible Orphan- ha encontrado un nicho como director de películas de acción (iniciado justamente junto a Liam Neeson en la tonta Unknown) y es un hombre que sabe narrar perfectamente lo que hace, lo que pasa y cada secuencia que interesa.

Muy disfrutable para su visionado en cine, Non-Stop es un sólido divertimento, bien actuado, bien dirigido y extremadamente funcional. Puramente un escapismo, es tan válido como dejarse llevar en un viaje de hora y media a bordo de un avión y disfrutar de la película de a bordo, que por lo menos no es un bodrio con Will Ferrell. 3. Por Fito.

Puntajes:

Federico:

Fito: 3

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Odokuro de Voltaire (2011)

Corto animado en stop-motion de unos 7 minutos dónde un montón de objetos retro cobran vida de repente mientras una voz en off (cortesía del heroe del New Age Gary Numan) nos narra con tono burlón avatares de la vida. Simpático y muy efectivo en lo visual. Cómodo 3. Por Fito.

Puntajes:

Federico:

Fito: 3

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

viernes, 21 de marzo de 2014

In A World de Lake Bell (2013)

Esta comedia es divertida y funciona. Momento: no es gran cosa ni va a marcar una época, pero entre tanta mierda que dice ser una comedia, uno puede agradecer películas como esta. Estamos en el submundo hollywoodense de los locutores que le ponen voces a los trailers de las películas y se desata una auténtica guerra de guerrillas para conseguir un trabajo que podría hacer despegar la carrera de los novatos y consolidar la de los dinosaurios del ambiente. Lake Bell (que escribió el guión, dirige y protagoniza la película) se banca el peso del metraje y el reparto acompaña sin sobresaltos. Pasa cómodamente por sobre el 2 y se ubica en un 3 del que no se mueve más. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón: 3

Leo: 3

Martín:

Rodrigo:

Your Sister's Sister de Lynn Shelton (2011)

Otra película indie. Algo en el registro indie se ha ido torciendo hasta perder todo el sentido que tuvo en un momento. Jugar deliberadamente a buscar y exponer lo poco convencional de individuos siempre singularísimos y excepcionalísimos, cargados de traumas, tics y obsesiones de índole diversa. Acá tenemos a un tipo al que se le murió el hermano hace un año y está bastante hecho fleco. Tiene una mejor amiga de la que está enamorado pero no sabe cómo dar el paso que lo saque de las oscuras arenas movedizas de esa amistad en la que no la va a poner nunca jamás. La película se arma así: fin de semana en una cabaña solitaria, la hermana de su amiga, su amiga y un condón roto. La sucesión de enredos que sigue no tiene ningún sentido, y la resolución es tan artificial que uno se queda pensando dónde protestar para que le devuelvan la última hora y cuarenta minutos de su vida. A pesar de todo, un 2, sólo porque Emily Blunt me cae simpática. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo: 2

Martín:

Rodrigo:

The Kings Of Summer de Jordan Vogt-Roberts (2013)

Adolescentes que se escapan de sus casas y se van a vivir al medio del bosque, donde construyen una casa. En esta historia no hay nada nuevo y, de hecho, todo en ella, incluido su desenlace, es bastante previsible. Por largos momentos, la película invita simplemente a disfrutarla como experiencia audiovisual a un nivel sensorial: linda fotografía, música buena onda, la energía fresca e ingenua de la primera juventud en estado de gracia. Amistad incondicional, primeros amores, rebeldía naïf, ilusiones rotas. ¿Qué es lo mejor de la película? ¿Por qué hay que verla si hay que verla? Porque no está mal disfrutar de una pausa sin pretensiones elevadas, que además está libre de cinismo y que tiene momentos de humor ridículo y agrio. Además, las escenas con Biaggio (Moises Arias) te hacen sonreír. Un 3 de final del verano. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito: 4

Gastón:

Leo: 3

Martín:

Rodrigo:

Starlet de Sean Baker (2012)

Chica joven y rubia en Los Ángeles trabaja en la industria de la pornografía. En una venta de garage compra un termo y dentro del termo encuentra plata. Unos cuantos miles de dólares. Este es el hecho que funciona de enlace entre la chica y la anciana exdueña. Lo mismo que acabo de decir acerca de Lost in translation, sobre la relación entre personajes diferentes que se apoyan uno en el otro, vale para esto. La actuación de Dree Hemingway (curiosidad: bisnieta de Ernest) está muy bien, y la química con Besedka Johnson funciona de forma delicada y creíble. El registro indie se siente en todo, desde los diálogos hasta la banda sonora, pasando por los encuadres, el movimiento de cámara y la luz. Es una película pequeña y sencilla que alcanza el 3 que era su techo. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo: 3

Martín:

Rodrigo: 3

Lost In Translation de Sofía Coppola (2003)

Esta es una película muy fácil de odiar. Personajes solitarios, aislados y alienados ubicados en un lugar que parece mentira: Tokio. El Tokio que se retrata en la película parece, de hecho, una escenografía chillona de neón parpadeante. En un altísimo y lujoso hotel coinciden Bob (Bill Murray), un actor en declive que va a filmar publicidades de whisky,  y Charlotte (Scarlet Johansson), una joven que acompaña a su esposo, un fotógrafo bastante tarado interpretado por Giovanni Ribisi. Creo que no hace falta decir que no pasa nada. Hay cierta confianza en los planos estáticos, planos que permiten que contemplemos a personajes que a su vez están contemplando mientras ejecutan introspecciones de las que no se nos dan muchas pistas. Hay gente que detesta este tipo de cine. A veces yo soy ese tipo de gente. La relación casual que se establece entre Bob y Charlotte tiene ese tufillo tan habitual en Hollywood, ese tufillo a fórmula: dos personajes muy diferentes, pero que comparten algún asunto (una imperfección, una herida, una inquietud), se apoyan uno en el otro y de alguna forma encuentran algo más, un atisbo de alivio. En este caso, la cálida intimidad que surge entre Bob y Charlotte (una intimidad que también es ambigua y hecha de cosas que no se dicen o que no llegamos a escuchar), contraste con el Japón de fondo, una barrera de lenguaje y cultura que acentúa la condición de extraños y extranjeros de estos dos. La película no llega a ningún punto. No hay resolución ni desenlace porque la historia no plantea conflicto en términos narrativos. Y eso es lo que hace que sea fácil de odiar, lo mismo que a otros podría resultarles encantador. Un 3. Por Leo.

Puntajes:

Federico: 4

Fito: 3

Gastón:

Leo: 3

Martín:

Rodrigo: 4

Promedio Tripartito: 3.50

Oldboy de Spike Lee (2013)

No vi la original. No sabía que existía hasta que Fito me lo comentó en una charla. Luego me enteré de que la original está basada en un famoso manga. Tiene sentido. Bueno, tenemos a un publicitario (Josh Brolin), bastante desastroso: bebedor, drogadicto, mal padre, y larga lista de etcéteras. En la mala noche que sigue a un pésimo día conoce a una señorita asiática y, al despertar en lo que él cree que es un cuartucho de motel, se encuentra en una celda donde pasará la friolera de 20 años. El arranque es bueno. Brolin se la banca. No es actor de mi devoción, aclaro, me parece demasiado tosco, monocromático, pero para el papel no parece una mala elección. El problema es todo lo que pasa cuando por fin es liberado y entra en un juego contrarreloj propuesto por sus captores. Entonces las cosas comienzan a pasar porque sí y todo se conecta porque sí y queda prendido con alfileres. Las escenas de pelea no se las cree nadie y la truculencia está fuera de tono. Otro 2. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo: 2

Martín:

Rodrigo:

Cold Comes The Night de Tze Chun (2013)

Pueblito de paso en alguna parte de ninguna parte. Joven madre viuda que regentea un motel de carretera mientras se hace cargo de su pequeña hija adorable. Problemas de plata que pueden implicar (de forma poco verosímil, eso sí) la pérdida de la custodia de la niña. El destino pone en el motel a un par de turbios sujetos. Ya tenemos los ingredientes y sólo falta que alguien encienda el fuego y ponga sobre la hornalla la gran olla de mierda que no tardará en borbotear y salpicar a cualquier descuidado que se acerque. La trama es torpe, los intérpretes hacen lo que pueden con lo que les tocó, y el resultado es de medio pelo, aunque parecería que la película no es muy autoconsciente de su condición mediocre, lo que la empeora un poco más. 2. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo: 2

Martín:

Rodrigo: 2

Soul Surfer de Sean McNamara (2011)

Jovencita de 13 años en Hawaii, surfista, a la que un tiburón le arranca un brazo. Con su fuerza de voluntad, el apoyo incondicional de su familia y una poderosa fe en Dios (que es sabio y tiene un plan para todos nosotros, alabado sea, halleluja, amén), sale adelante, supera sus dificultades, vuelve a surfear y se convierte en una inspiración para jóvenes alrededor del mundo. El caso es real. La película es malísima. Hellen Hunt y Dennis Quaid interpretan a los padres de la chica. ¿Qué hacen ahí, muchachos? ¿Temporada de cosechar frutos silvestres? Mercenarios. Un 1 políticamente incorrecto para esta película evangélica. Por Leo.

Puntajes: 1

Federico

Fito:

Gastón:

Leo: 1

Martín:

Rodrigo:

Out Of The Furnace de Scott Cooper (2013)

Russell (Christian Bale) trabaja en una acería. Su hermano, Rodney (Cassey Affleck), es un joven veterano de Irak que básicamente se dedica a perder en las apuestas la plata que gana en las peleas clandestinas. El padre de ambos agoniza. No hay madre a la vista. Mundo de hombres. Pasan cosas que no voy a develar. Sólo digo que las actuaciones de todos están muy bien. No esperamos menos de Bale, es verdad, pero da gusto que no te decepcione, que esté a la altura. Affleck se la banca. Harrelson asusta. Shepard, Dafoe y Whitaker le dan espesor a sus personajes. La trama es fuerte, directa y te inmiscuye a nivel emocional. Muy buena. Un 4. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito: 4

Gastón:

Leo: 4

Martín:

Rodrigo: 4

Promedio Tripartito: 4.00

Kill Your Darlings de John Krokidas (2013)

Ginsberg, Kerouac, Burroughs... estamos metidos hasta el cuello en los albores de la generación beatnik. Ginsberg (Radcliffe la juega de pusilánime y le sale bien, aunque sin grandes matices) deja la casa paterna (deja allí a su madre mentalmente inestable y a su famoso padre poeta), para entrar a la Universidad neoyorquina de Columbia. Es el santurrón que ha ido allí para estudiar, no fuma, no bebe, no se droga, es virgen, es gay, pero todo eso va a cambiar rápidamente (menos el último ítem, claro). En Columbia conoce a Lucien Carr, de quien se enamora rápidamente. Lucien, que está bajo el dominio de David Kammerer, una especie de mentor que es, a su vez, su proveedor (de droga, de dinero, de trabajos académicos listos para presentar) conduce a Ginsberg al submundo de la metropoli. Básicamente, esta historia de iniciación se estructura alrededor del asesinato de Kammerer a manos de Carr, mientras pinta el panorama de la época y el surgimiento de la "nueva visión" a través de la mirada de Ginsberg. ¿Problemas? La película no te mueve un pelo. ¿Qué hace que Lucien sea objeto de obsesiones tan poderosas? Ni idea. Hay que confiar, porque no hay una sola escena en la que uno pueda sentir siquiera algo parecido a lo que sienten Kammerer, Ginsberg y Kerouac por el pálido y escuálido muchachito rubio de ojos azules, y aquí todo trasciende el asunto de la homosexualidad o la heterosexualidad, porque el tema es este: la incapacidad de concebir un personaje subyugante que funcione como motor real de la acción. Mucho debe tener que ver, con este problema, la elección de un gélido Dane DeHaan para interpretar a Carr. Un 2. Por Leo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo: 2

Martín:

Rodrigo: 2

martes, 18 de marzo de 2014

Lights Out de David F. Sandberg (2013)

Brevísimo cortometraje amateur, ganador como Mejor Director en el festival "Who's There Film Challenge" y que encuentran tanto en Youtube como en Vimeo, que en apenas 2 minutos y medio rinde de lo lindo como sencilla historia de horror. Un sólido 3.

Puntajes:

Federico:

Fito: 3

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Rawhead Rex de George Pavlou (1986)

Un incauto campesino remueve lo que parece a priori una piedra grande pero resulta ser la tumba de Rawhead Rex, un demonio precristiano que una vez libre saldrá a hacer de las suyas. Enfrente y casi de casualidad, un antropólogo americano y su familia que se las verá canutas. Producción extremadamente B y ochentera, con muy pocos recursos para efectos (la cara del demonio da simplemente risa), malas actuaciones y pésima dirección, que tiene sin embargo un guión medianamente decente (cortesía de Clive Barker) con un par de momentos memorables (una lluvia dorada a un cura que queda grabada para siempre en las retinas). Vamos con un apenas 2.

Puntajes:

Federico:

Fito: 2

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Don't Look Now de Nicolas Roeg (1973)

Una pareja se instala en Venecia luego de una tragedia familiar y pronto se verán envueltos en un asunto de ribetes sobrenaturales, advertencias desde el más allá, psíquicas ciegas y asesino en serie. Si bien no es exactamente una película de terror, el director Roeg apuesta a crear (y lo consigue) una atmósfera fantasmal, surrealista, onírica, con una ciudad que se ahoga en niebla en todos sus canales, unos personajes por demás peculiares e intranquilizadores y una historia que sugiere mucho más de lo que cuenta. Hay un gran trabajo de su pareja protagónica- Donald Sutherland y Julie Christie- y una tensión muy lograda. Para que todo cierre es necesario poner mucho de uno, sin embargo. Un sólido 3.

Puntajes:

Federico:

Fito: 3

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Without A Clue de Thom Eberhardt (1988)

La clásica historia de Sherlock Holmes con un sorprendente giro: Holmes no existe. Quien resuelve los casos no es otro que el Dr. John Watson y Holmes es interpretado por un actor de tercera categoría para cubrir las apariencias. Nuestra historia arranca cuando esta sociedad se tambalea, porque Holmes es un mujeriego bebedor y Watson está harto de estar en segundo plano. Pero un caso definitivo los obliga a trabajar juntos una última vez. Hilarante comedia, cargada de sutiles homenajes/parodias a toda la leyenda de Sherlock Holmes, que tiene en su pareja protagónica- Michael Caine es Holmes, Ben Kingsley es Watson- brillantes actuaciones. Estos dos se sacan chispas (pero el duelo actoral lo gana Caine con su magnífico patán). Hay unos secundarios de lujo, además: Jeffrey Jones es Lestrade y Paul Freeman un siniestro Moriarty. Contundente 4.

Puntajes:

Federico:

Fito: 4

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

La Noche Del Terror Ciego de Amando de Ossorio (1972)

"Nunca viste una de zombies de Amando de Ossorio? Son de culto!" Y allá va uno y hace caso porque es un incauto y piensa que capaz que se está perdiendo una joyita de aquellas. Que ingenuo. La historia arranca cuando un trío de amigos se propone pasar un fin de semana en un pueblo alejado y Virginia, una de ellos, se quema con los otros dos e inicia una serie de pesimas decisiones bajando de un tren en marcha, caminando hasta un pueblo abandonado y elegiendo pasar de campamento allí la noche. Una chica muy inteligente ¿verdad? De allí en adelante la cosa va de caballeros templarios malditos, muertos vivos, personajes absolutamente torpes, actuaciones espantosas, producción de pena, errores de edición, guión sin pies ni cabeza, etc, etc, etc. De Ossorio es una suerte de Lucio Fulci español, con todo lo que eso implica. Un 1.

Puntajes:

Federico:

Fito: 1

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

Trouble With The Curve de Robert Lorenz (2012)

Y acá cae otra tramposa. Una comedia romántica con un viejo gruñón. Amy Adams y Justin Timberlake se encargan de la comedia romántica, y a Clint Eastwood lo sumaron para hacer el mismo personaje de viejo malhumorado y gruñón que ha hecho hasta el cansancio. Le tiraron una subhistoria de baseball para que Harry el sucio se quedara contento y no surtiera a nadie y listo, marche el pollo. Una pena realmente porque había para hacer mucho más con el mundo de los cazatalentos del baseball profesional y los veteranos que han estado en el deporte por 4 décadas, pero no hay con que darle. Un secundario de John Goodman totalmente desaprovechado, anda Bob Gunton por ahí despistado también y un villano forzado de Matthew Lillard que termina de arruinarlo todo. Otro precioso 1. Por Rodrigo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo: 1

Monster-In-Law de Robert Luketic (2005)

Sip, otra comedia romántica con Jennifer Lopez, quien aparentemente no se cansa de hacer una y otra vez la misma película. Lopez conoce y se compromete con Michael Vartan, únicamente para descubrir que su madre (Jane Fonda) está determinada a ser la peor suegra de la historia y ahuyentar a cualquier novia que su hijo pueda traer a casa. Tonta, hueca, predecible, lo mismo que ya vimos 5 millones de veces. Pérdida de tiempo, 1 punto. Por Rodrigo.

Puntajes:

Federico: 3

Fito: 3

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo: 1

Promedio Tripartito: 2.33

Spread de David Mackenzie (2009)

Extraña película para la altura de la carrera de Ashton Kutcher. Yo hubiera jurado que este es el tipo de película que Kutcher hubiera filmado a los inicios de su carrera, pero no ya siendo la estrella que es hoy en día. Una comedia romántica, disfrazada de comedia sexual, donde Ashton interpreta a un gígolo, bueno para poco, desempleado, sin casa, sin auto pero muy bonito y hábil en la cama que conquista a mujeres cuarentonas y vive de ellas. Suficientes desnudos y escenas de sexo, pero es de hecho cuando se aleja un poquito de las escenas de sexo gratuitas y del romance, y el protagónico se ve en la calle sin un centavo y en una situación que se vuelve dramática a cada minuto, llegando a tener que vender su ropa para poder comer, que mejora; pero rápidamente volvemos al amor y romance con una mesera que conoce y de vuelta nos vamos al tacho. 2 puntos y apenas. Por Rodrigo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo: 2

Labor Day de Jason Reitman (2013)

Puede y debe rendir más fue la sensación con la que mi esposa y yo salimos del cine. Un director confiable, un reparto sólido que incluye a Kate Winslet y Josh Brolin, y sin embargo le falta algo. Tal vez el principal problema sea que hay poca historia para contar. Brolin es un hombre recién fugado de prisión que aprovechará una situación en un supermercado para "secuestrar" a Winslet y a su hijo Gattlin Griffith. Tiene algunos detalles, como la naturalidad y facilidad con que madre e hijo acceden a las demandas de quien parece ser un peligroso fugitivo, al menos inicialmente, y lo otro que a mí al menos me hizo ruido es la actitud desconfiada y suspicaz de muchos de los secundarios que con el correr de la película van interactuando (la vecina, la gente del banco, el policía, etc.). Nada termina por fallar categóricamente, pero al mismo tiempo hay poca tela que cortar. Apenitas 3. Por Rodrigo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo: 3

Prefontaine de Steve James (1997)

Otro biopic sobre el corredor de fondo Norteamericano Steve Prefontaine. Se narra mucho de sus logros y frustraciones, de su obsesión con ganar el oro olímpico y se subraya la experiencia en los juegos de Munich. El recientemente ganador del Oscar Jared Leto da vida al personaje, realmente muy comprometido con el rol, a pesar de ser en líneas generales un drama deportivo menor. Padece del problema que muchos biopics a veces padecen, que es el de querer exprimir una historia más allá de lo que en realidad sucedió. Para mi, un poco lentona de más aunque pasa el corte de todos modos. 3 puntos. Por Rodrigo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo: 3

West Side Story de Jerome Robbins & Robert Wise (1961)

Como Shakespeare alcanza para todo y un poco más, esta adaptación de su clásico Romeo And Juliet al musical en las calles de Nueva York entre "bandas" rivales, también funciona. Claro que detrás está la mano de un talento como el de Robert Wise, nada menos, lo cual siempre ayuda mucho a que el producto final valga la pena. Riff y Bernardo (Russ Tamblyn y George Chakiris) son cada uno el líder de sus respectivas bandas y se odian a más no poder, pero el mejor amigo de Riff, Tony (bárbaro Richard Beymer) y la hermana de Bernardo, María (preciosa Natalie Wood) se conocen en un baile y se enamoran perdidamente. Un musical de padre y señor nuestro, tremendas coreografías, tremenda banda sonora, y un clímax trágico muy bien logrado. Sólido 4. Por Rodrigo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo: 4

Rob Roy de Michael Caton-Jones (1995)

Pareciera un spin off de Braveheart de Mel Gibson. Ambientada en las tierras altas escocesas por el 1700, Liam Neeson, tan en su salsa como puede llegar a estar, es el personaje del título, un granjero sin demasiadas pretensiones quien terminará por guiar a un pequeño pueblo a mejorar y crecer. Para lograr esos avances, pedirá prestado dinero de la nobleza local para comprar ganado, pero el robo del dinero lo llevará a convertirse en una suerte de rebelde con causa que termina por causar eco y generar olas. Jessica Lange acompaña a Neeson, John Hurt se despacha un noble taimado y torcido, y finalmente Tim Roth se roba la película entera componiendo a un espadachín algo delicado y peligroso como la san puta. Sólido 3. Por Rodrigo.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo: 3

Seguidores