lunes, 26 de enero de 2015

The Barefoot Contessa de Joseph L. Mankiewicz (1954)

Que tipo jugado Mankiewick, siempre pronto para decir y criticar desde su cine los peores aspectos que mejor conocía de los ambientes en que se movía. Aquí le da duro y parejo a la industria cinematográfica, al jet set internacional y a la decadente nobleza europa en un magistral golpe. La condesa del título no es otra que la hermosísima Ava Gardner (que no hay forma de creerle que sea la española Maria Vargas por muy solvente que sea hablando en castellano, pero bueno, detalle menor) cuya historia iremos reconstruyendo en su velorio en boca de su mejor amigo, el director de cine y guionista Harry Dawes (Humphrey Bogart, en una suerte de alter ego del propio Mankievicz), el agente de relaciones públicas Oscar Muldoon (Edmond O'Brien) y el que sería eventualmente su esposo, el Conde Vincenzo Torlato-Favrini (Rossano Brazzi). Sin entrar en detalles, es esta una historia amarga, ambiciosa, que reconstruye el ascenso y caída de María Vargas con detalle y profundidad (y una historia que podría ser una interpretación libre de la de Grace Kelly sino hubiera sido rodada 30 años antes), estupendamente bien actuada, con tremendos diálogos y ese maravilloso estado de gracia que las películas de la Era de Oro de Hollywood alcanza algunas veces (bastante más de las que se cree). Un 5 y la mejor película de Mankievicz que he visto hasta el momento. Por Fito.

Puntajes:

Federico:

Fito: 5

Gastón:

Leo:

Martín:

Rodrigo:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores