viernes, 3 de febrero de 2012

M. Butterfly de David Cronenberg (1993)

Jeremy Irons es un diplomático francés (!) en la convulsionada China de la década del sesenta (del pasado siglo) que comete el error de enamorarse de una cantante de Ópera. A partir de ese momento, la película se envuelve en un asunto sórdido, que por momentos pierde todo interés y que mezcla espionaje, sexo, marchas maoistas y un juicio estúpido seguido de una aún más estúpida escena de sexo. Descarrila hacia el 2 y no llega al 1 porque termina a tiempo. Pálido 2. Por Martín.

Puntajes:

Federico:

Fito:

Gastón:

Martín: 2

Rodrigo: 2

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores